Síguenos en: FacebookTweeterYoutube


 

 
El coleccionista Josep Guindo compra 72 cuadros de Joan Soler-Jové, el cronista gráfico de Charlie Rivel
Reportaje - 10/09/2020 - Josep Guindo

El coleccionista y colaborador de ZIRKÓLIKA Josep Guindo compra 72 cuadros de Joan Soler-Jové, el cronista gráfico de Charlie Rivel. En este artículo publicado en el número 65 de la revista nos explica el proceso de adquisición de este importante patrimonio cultural. 

"Montserrat Vallès i Febrès (El Bruc, 1924-2020) fue una mujer singular y avanzada a su época. Maestra de profesión (Colegio Isabel de Villena y Universitat de Barcelona), en los años setenta, tras la muerte de su hermano, se vio obligada a abandonar su trabajo como docente para dedicarse a dirigir su finca de Can Vallès y el próspero negocio familiar, Baldosas Vallès. 

Can Vallès es una masía catalana del siglo XVI, que debió soportar sus momentos más difíciles en 1814, con la represión de las tropas napoleónicas en su retirada hacia Francia. A pesar de la gran responsabilidad que debió asumir, Montserrat Vallès fue una gran viajera, melómana y coleccionista de arte. Dentro de su colección destaca muy especialmente la obra de Joan Soler-Jové.

Se conocieron en 1972 y desde el primer momento establecieron una relación de amistad que fue mucho más allá de una simple relación comercial. Joan no solo elegía con especial cuidado las obras que presentaba a Montserrat, sino que él mismo se encargaba de colgarlas en las paredes de la masía la cual llegó incluso a decorar con azulejos y otras obras de arte. A lo largo de los casi 50 años de amistad, Montserrat Vallès llegó a poseer 72 dibujos originales y un extraordinario óleo sobre tela de su época de París (1964), además de carteles, programas y multitud de documentos dedicados. Aunque, como es lógico imaginar, más de la mitad de los cuadros son dibujos dedicados al mundo del circo, la colección es una extraordinaria muestra de toda la carrera artística de Joan Soler-Jové (París, Liege, Madrid, Ibiza, Mallorca…).

Pocas semanas después del triste fallecimiento de Montserrat, víctima de la pandemia de la covid-19, sus herederos, conocedores de la estrecha relación de amistad entre Montserrat y Joan, le llamaron para ofrecerle la posibilidad de comprar la colección. Conocedor de mi absoluta devoción por su obra y nuestra relativamente corta pero profunda amistad, Joan contactó conmigo para darme la posibilidad de adquirirla. No lo dudé un instante, si era económicamente posible, haría cualquier cosa para evitar que la colección se disgregase.

Debo agradecer a Joan su deferencia por pensar en mí y a la familia Vallès por su sensibilidad por la obra de Soler Jové y por facilitarme la compra, lo cual va a permitir preservar el legado que durante 48 años nos dejó Montserrat Vallès i Febrès. Reitero que no es una colección cualquiera: la estrecha amistad entre la coleccionista y el artista ha hecho que los cuadros que contiene sean de especial interés artístico y resuman momentos clave de la historia de Joan Soler-Jové. Es una colección digna de un museo, que no debería estar en manos de un particular. ¿Para cuándo el Museo Soler-Jové?"

Imagen: Cuadro "Orquestra de circ" (1934). 

(Artículo publicado en el número 65 de la revista Zirkólika). 
Puedes suscribirte a la revista aquí

 

COMPARTIR:

ZIRKOLIKA - Apartado de correos 2008 - 08080 - Barcelona - Tel. 933106793 - Email: zirkolika@yahoo.es

Último número